¿Cómo puede la mente moderna alcanzar la sabiduría?

La Realidad Absoluta, a la que se llama con muchos nombres, es verdad y conocimiento. La comprensión que se obtiene al alcanzar el estado final del conocimiento se llama guianam, que significa sabiduría.

El sendero espiritual que busca guianam es otra ruta hacia el objetivo espiritual final de moksha, la liberación.

En el mundo de hoy, la humanidad ha alcanzado grandes alturas científicas. En la vida moderna, las empresas y los hogares están llenos de dispositivos de alta tecnología, computadoras, teléfonos móviles, etc. Muchas de las personas de hoy en día dependen de tales máquinas. Han olvidado su propia sabiduría natural. Incluso si lo consideraran, sentirían que es inútil. Es por eso que el conocimiento real del Yo y sobre el propósito de la existencia se ha perdido para el hombre y la mujer modernos. La gente sólo sabe cómo depender de las cosas materiales. Se sienten que son ellos los únicos que tienen el control. En realidad, son totalmente dependientes de lo externo en todos los aspectos de la vida. Dependen de los productos de la mente tecnológica y lógica. El verdadero conocimiento nunca amanecerá en ellos hasta que descarten esta dependencia de maia, ilusión. Los productos del mundo moderno son trampas que en realidad le quitan la libertad y la independencia. La mente completamente madura y liberada depende únicamente de la Realidad Absoluta, lo Divino. Esto es sabiduría.

Mediante el uso de computadoras e Internet, los seres humanos pueden conocer y experimentar cantidades infinitas de información sobre innumerables temas. Pero éstos son meramente exterioridad. Los hombres son ignorantes acerca de sus propias facultades innatas de conciencia. Las personas usan sólo una pequeña fracción de su capacidad intelectual en la vida cotidiana. La mayor parte de la energía del cerebro se encuentra latente y sin explotar. De repente, a menudo después de una experiencia emocional muy profunda y devastadora, esta energía despierta y la persona se da cuenta de que hay un gran poder más allá de este mundo mundano. Puede que obtenga una breve visión de su pasado o una experiencia clarividente del futuro. Puede que tenga una experiencia espiritual que la ciencia o la tecnología no poseen la capacidad para explicarla. Éste es un sabor de guiāna. Es la tarjeta de presentación de lo Divino. Tal experiencia viene a empujaros hacia el sendero correcto. Ello significa que habéis madurado lo suficiente como para iniciar el camino hacia la meta suprema. Para alcanzar el estado de guiana, o para ir hacia él, uno debe haber alcanzado un cierto nivel de desarrollo. Guiana es el conocimiento más alto conocido por la humanidad. Sólo las frutas maduras caerán al suelo. Sólo después de prepararos para ello podéis alcanzar la sabiduría.

Hay guianis, hombres y mujeres de sabiduría, iluminados, que están vivos en este mundo hoy y hubo muchos viviendo en la Tierra en el pasado. Ellos han estado con nosotros desde los albores de los tiempos. A través de sus revelaciones y experiencias, podemos saber qué es la sabiduría, qué es lo Divino, cuál es el propósito y el significado de la vida y cómo vivir de acuerdo con las leyes divinas. Estos seres de grandeza nos trajeron los códigos eternos de la vida, Sanatana Dharma. Sus palabras doradas han iluminado nuestro difícil sendero hacia la paz y el conocimiento interior. De tiempo en timpo encarnan en el mundo para guiar y conducir el espíritu humano hacia su legítima herencia, que es guianam. Estas almas, llenas de gracia y amor, alcanzaron un estado en el que sintieron y entendieron los significados del conocimiento divino. Son ellos los que también pueden hacer que otros entiendan el conocimiento más elevado. Han explicado la sabiduría según los tiempos en que nacieron y según el lugar de su nacimiento. Cada tanto, vinieron a enseñar las más grandes verdades y formas de vida.

Tomemos, por ejemplos, al Maestro de sabiduría, el Señor Jesús, al gran Profeta Mahoma, y al que está lleno de luz, el Señor Buda. Sus mensajes de sabiduría estaban de acuerdo con los tiempos en que vivían. Ahora, en el siglo XXI, los Maestros deben hacer que las personas de mentalidad moderna entiendan la sabiduría esencial en estos tiempos también. Los maestros espirituales necesitan entender las circunstancias en las que viven las personas y las culturas que practican. Sólo entonces pueden ellos entender y guiar a la gente hacia el conocimiento y la sabiduría.

No toméis a la ligera lo que dicen los Maestros genuinos. Sus palabras son de gran significado e importancia para la humanidad. Si pensáis sinceramente en lo que dicen, encontraréis algo de verdad en sus palabras, lo que será de beneficio para vosotros. Usad vuestro propio discernimiento. No os dejéis influenciar por los demás. Usad vuestro propio cerebro. ¡Éste es el comienzo de la sabiduría! Si las almas que han evolucionado hasta la total madurez dan una buena guía a la gente, la sociedad cambiará. Es importante entender que primero debemos inundar el mundo con espiritualidad y cambiar los corazones de las personas. Sólo entonces el bien puede entrar en este mundo. Si las personas de sabiduría, que poseen el más elevado sentido común, gobiernan los países de la Tierra, entonces prevalecerá la bondad y la edad de oro de la sabiduría.

Los Maestros de sabiduría conocen el camino hacia la liberación de principio a fin. Fueron los antiguos rishis, los sabios espirituales y los mahatmas, las grandes almas, quienes introdujeron todos los ritos religiosos y doctrinas y preceptos diversos que se están volviendo cada vez más populares en todo el mundo moderno de hoy. Son ellos quienes iniciaron los rituales tradicionales y quienes propagaron las verdades religiosas. Habiendo experimentado los beneficios de las diversas prácticas espirituales, explicaron su valor invaluable a la gente. Es debido a su vigilancia, dedicación y estado de alerta desde el momento en que se creó el mundo mismo, que las principales religiones de la Tierra todavía están estables, operando, desarrollándose y obrando sus influencias en las mentes, los corazones y las vidas de los seres humanos. En los tiempos actuales, no estamos siguiendo correctamente lo que los guianis han dicho y tampoco estamos practicando adecuadamente. Sus palabras están siendo mal utilizadas como armas cortantes. Esta corrupción de su sabiduría religiosa está causando disensión e incluso guerras. La sangre se está derramando porque los seres humanos están retorciendo y denigrando a la sabiduría.

El verdadero conocimiento está más allá de la comprensión mundana. Está más allá de las palabras, más allá de la mente, más allá incluso de los pensamientos más filosóficos. Es totalmente diferente del conocimiento mundano. Para alcanzar el estado de sabiduría necesitáis purificar la mente a tal grado que se convierta en nirmala, sin manchas. Luego, aprendéis a mantener la mente quieta, sin correr de aquí para allá de un pensamiento a otro.

Sri Premananda Ashram © 2019. All Rights Reserved