Nunca tengas miedo

“¿Por qué deberías tener miedo? No debes temer a nada ni a nadie. Siempre te estoy haciendo recordar que lo Divino vive dentro de ti. La Madre Divina es la única pero omnipresente fuerza primordial que nos activa a todos nosotros y a todo lo que vive. En tanto más recuerdes a lo Divino, más llenarán tu corazón la gracia y la protección de la Madre Divina. La Madre Divina siempre protege a todos los seres vivos, incluyendo a quienes la ignoran. La Madre Divina está en todo y lo sabe todo. Recuerda todos los días incrementar tu fe y tu sinceridad. Cuando ella está en tu corazón, ¿qué puede lastimarte, a qué necesitas temerle? Es ella quien puede destruir el mal y la injusticia y preservar la rectitud. Pensando en ella a diario, su presencia crecerá dentro de ti. Ella te cargará como a un pequeño niño. Ella te abrazará a través de cada dificultad, cada obstáculo y cualquier peligro. Ella nunca permitirá que se te acerquen fuerzas negativas.

¿Por qué deberías asustarte recordando incidentes, dolores y penas del pasado? Acércate a la Madre Divina y reza con todo tu corazón. Deja todos tus problemas, todas tus dificultades y toda tu tristeza a sus pies divinos que son como encantadoras flores de loto. Pídele entrega total a lo Divino y seguramente recibirás gracia sagrada. No sólo que no debes nunca tener miedo. Si realmente comprendes que la Madre está siempre presente dentro de ti, entonces empezarás a comprender su gran naturaleza maternal. Ella es la más grande de las madres. Ella es la Madre Divina. Ella te ama tanto que observa mientras cometes tus primeros errores y te permite que los cometas. Ella entiende tus agobios, tus pruebas y tus pesares pero sabe que solamente si caes primero y cometes errores aprenderás tus lecciones muy bien. No importa cuántas veces te equivoques, ella está siempre presente para secar tus lágrimas y repetir tus lecciones.

Si te das cuenta de su presencia, ella tocará tu mente y tu corazón con su gran poder. Entonces todos los aparentes fracasos se convertirán en éxito espiritual. Ella usará tus debilidades para hacerte un héroe espiritual fuerte avanzando en el sendero espiritual. Puede tomar tiempo progresar, pero es seguro que ella te seguirá llevando hacia la meta. Aun si parece que todo está perdido, definitivamente la Madre llegará a ti y te salvará. Ésta es su manera de mostrarte que es mejor tener fe en ella y en su gracia, no en cualquier cosa mundana.

Mi mayor consejo para todos vosotros es estar en constante plegaria a la Madre Divina. Ella nunca te defraudará. Puede que hayas cometido muchos errores debido a tu ignorancia. Pero ahora, si deseas vivir una vida sagrada y llena de paz, debes buscarla sin demora. Rézale regularmente con todo tu corazón. Date cuenta de todos tus errores y todas tus equivocaciones y ruégale que te perdone. Entonces seguramente no hay ninguna necesidad de temer a nada ni a nadie. Si sientes confusión, tan sólo reza y reza en tu corazón: “¡Oh, Madre Divina, Tú eres la única que podría mantenerme verdaderamente feliz y liberarme de todos estos problemas, estas preocupaciones y estos karmas! Tú has creado este cuerpo y mi vida. Estoy sufriendo de ansiedad y esto significa que me estás poniendo a prueba. Cuando estoy en paz y feliz, ello significa que he recibido tu gracia divina. Tú eres la única verdadera testigo de todo lo que me ha ocurrido en mi vida. Ahora eres tú nuevamente quien ha desviado mi atención del mundo material y ha abierto mi ojo interior de sabiduría para que yo pueda percibir el camino espiritual. Por favor acéptame totalmente, por favor quita mi miedo y dame verdadera sabiduría y paz.” Si rezas sinceramente de esta manera, descubrirás que la Madre Divina es extremadamente bondadosa. Ella nunca defrauda a su hijo que trata de unirse a ella.

Muchos de vosotros me preguntáis: ¿Qué es la gracia de la Madre? Primero hay que entender la esencia de la Madre. La Madre es total felicidad, pureza, extrema compasión y suprema gracia. Ni siquiera un átomo del universo puede moverse sin su conocimiento. La gracia de la Madre Divina es en realidad la energía de lo Supremo, la energía de Dios, para vuestro progreso hacia la libertad y la felicidad. En tanto más le pidas y más a menudo acudas a ella, más fácilmente ella confiere esta gracia sobre ti. Para recibirla debes tratar de llenar tu corazón con pensamientos de lo Divino, con luz y verdad. Necesitas hacer desaparecer los sentimientos negativos y permitirle a la Madre que more en tu corazón. No les des espacio en tu corazón a los pensamientos sombríos y a las acciones sombrías. Ocupa tu mente y tu corazón con plegarias y haciendo servicio espiritual con tu mayor capacidad. Entonces seguramente ella te liberará totalmente de todo miedo.

Pensé en pedirle a la Madre Divina que extienda un poco de gracia extra a todos mis devotos. Ella sabe que pido desinteresadamente y que deseo que todos sus hijos lleguen a ser perfectos. Las verdaderas madres siempre quieren que sus hijos sean perfectos y que vivan vidas felices, así que ella estuvo de acuerdo. Yo le rezo para que todos mis devotos vivan una vida sin ignorancia, sin enfermedad, sin preocupación, sin dificultades ni problemas. Rezo para que todos tengan una vida llena de gozo, de valentía, de éxito y de unidad dentro de sus familias. Que todos vivan con salud, riqueza, paz y prosperidad.

Sus bendiciones y su gracia os están rodeando a todos. Vivid una vida llena de buenos pensamientos y buenas acciones. Vivid constantemente en la presencia de lo Divino y viviréis sin dolor y sin pena, sabiendo que todo es su deseo, su voluntad y su puro amor.

Entonces, ¿por qué debéis tener miedo?”

Swami Premananda

Sri Premananda Ashram © 2019. All Rights Reserved